En Casanare, Unidad Móvil de Atención a Víctimas socializó el Plan Decenal de Justicia en lo relacionado con transición y posconflicto

En Casanare, Unidad Móvil de Atención a Víctimas socializó el Plan Decenal de Justicia en lo relacionado con transición y posconflicto

Bogotá, diciembre 7 de 2017. Durante la penúltima jornada de atención de la Unidad Móvil de Atención y Orientación a Víctimas del Conflicto Armado, que se llevó a cabo en los municipios de Monterrey, Tauramena, Maní y Pore (Casanare), 1.008 ciudadanos afectados por la guerra tuvieron acceso a la ruta de reparación integral y a los contenidos de la ley 1448 de 2011 (De Víctimas y Restitución de Tierras).

Aprovechando este espacio el Ministerio de Justicia y del Derecho -a través de charlas ofrecidas por funcionarios de la Dirección de Justicia Transicional- socializó con la comunidad el Plan Decenal del Sistema de Justicia, especialmente en lo relacionado con el funcionamiento y los objetivos del Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y No Repetición. Y también, en lo referente a mecanismos transicionales de atención, reparación a víctimas y consecución de la verdad en esta etapa de posconflicto.

El trabajo interinstitucional, desarrollado con el apoyo de la Unidad para las Víctimas y la Defensoría del Pueblo, y de acuerdo con los parámetros establecidos en el Decreto 1581 de 2017, se enfocó en la búsqueda y generación de acciones oportunas que permitan prevenir violaciones a los derechos humanos, la vida, la libertad, la integridad y la seguridad de las personas, grupos y comunidades que sufrieron desplazamiento forzado, amenazas, delitos contra la libertad sexual, desaparición forzada, reclutamiento, secuestro y tortura en Casanare. 

Así, más de 600 mujeres y 300 hombres -entre adultos mayores, personas en condición de discapacidad, cabezas de hogar y comunidades afro e indígenas- recibieron el apoyo que requerían para entender cómo el Estado debe cumplir con el derecho de las víctimas a conocer la verdad, a ser reparadas por el daño sufrido (no solo en lo monetario sino también en cuanto a rehabilitación física y sicológica, reparación simbólica y restitución de tierras); a recibir justicia y a garantizar que los hechos que afectaron sus proyectos de vida no se vuelvan a repetir.

Cabe destacar la presencia en el municipio de Maní de la Unidad de Restitución de Tierras, cuya labor permitió que los habitantes del casco urbano, los corregimientos y las veredas apartadas accedieran a información y comprendieran cómo pueden restablecer sus derechos al haber sido despojados de sus tierras durante, por causa y con ocasión del conflicto armado.

Compartir en

Políticas de Privacidad y Condiciones de Uso - Última Actualización: 9/1/2015, 10:20:43 AM

En línea

27